Tecnología

¿Con qué tecnologías nos sorprenderá el próximo año? Lo que llegará después de este revolucionario y convulso 2020

Es posible que -casi- todos tengamos la misma palabra en la mente cuando pensamos en 2020. Es cierto que este año ha sido terrible en muchos aspectos, pero si algo bueno ha tenido es que la innovación y el ingenio han aflorado de una forma sin precedentes, acuciados por las necesidades que nos ha ido imponiendo esta crisis sanitaria que parece que todavía nos va a acompañar durante un tiempo.

Sí, los avances no nacen de un día para otro. El mundo en el que vivimos poco tiene que ver con lo que era hace apenas veinte años y buena parte de la culpa de ello la tienen las innovaciones científicas y tecnológicas que nos ha traído el siglo XXI, que han permitido esta explosión de tecnología que hemos experimentado en 2020.

Pero sin duda este último año marcará un antes y un después en el camino y el pistoletazo de salida para una nueva revolución tecnológica de la que vamos a ver mucho en 2021.

Este año vamos a ver eclosionar una tecnología que en 2020 ya se ha asomado en los principales países del mundo: el 5G. Acelerado por la crisis sanitaria, “el auge global de las inversiones en 5G hará que el 72% de las empresas invierta en 5G en los próximos 5 años”, dice Ignacio Gallego, Country Officer Nokia España.

“Para aprovechar las grandes oportunidades de 5G, las organizaciones deben comenzar o intensificar su planificación ahora”, añade. Más allá de la inversión en la tecnología en sí, esta transformación requerirá “digitalizar las operaciones, los procesos y las maneras de trabajar para aprovechar todo el potencial de 5G”.

Se espera que la adopción del Internet de las Cosas, desde sistemas inteligentes de monitorización de seguridad para el hogar hasta drones y dispositivos médicos, siga creciendo a medida que los consumidores y las empresas se muevan para aprovechar el alto ancho de banda, la latencia ultrabaja y las capacidades de red fundamentalmente nuevas que permite el 5G.

En este sentido, cobra especial relevancia el tema de la seguridad: “Creo que la protección de los dispositivos IoT y de la infraestructura de conectividad que los soporta será un factor clave para garantizar el éxito de la digitalización y la automatización de las operaciones y de los procesos en los sectores industriales”, afirma Gallego.

En la ‘prisa por digitalizar’ que nos ha traído 2020, las organizaciones “podrían no haber pensado bien en la complejidad que estaban creando en sus sistemas, lo que daría lugar a costosos períodos de posible inactividad”, subraya Patrick Smith, CTO para la región de EMEA de Pure Storage. Este problema, continúa, “se ha vuelto cada vez más inaceptable”. “En 2021 preveo una intolerancia total a los periodos de inactividad y a los problemas de seguridad por parte de los clientes, partners y empleados”, destaca.

En esta misma línea, desde Pure Storage indican que los cibercriminales van a hacer de las suyas a lo grande.

Mientras que en muchos casos la crisis sanitaria ha sacado lo mejor de la gente, también ha traído lo peor en algunos casos: los delincuentes “han aprovechado el fenómeno del trabajo a distancia para atacar a las empresas a través de los usuarios más vulnerables o de las vulnerabilidades en su protección perimetral ahora más extensa, lo que ha dado lugar a un número de ataques sin precedentes”.

Por ello, vaticina, en 2021 veremos “un aumento continuo de devastadores ataques de ransomware”, donde el total o gran parte de los datos de una empresa serán secuestrados y podrán perderse.

Expertos de Excem Technologies, grupo de seguridad y ciberseguridad español con más de 30 años de experiencia, las criptomonedas “seguirán marcando la tendencia en 2021”. El Bitcoin crece imparable e incluso muchas empresas están lanzando sus propias monedas o alternativas de este tipo, como Facebook, que pondrá en circulación su propia moneda en enero, o BBVA, que permitirá a sus clientes la compraventa y custodia de bitcoins también a principios de 2021.

Como decimos, 2021 será un año en que los dispositivos invadan todavía más los entornos que conocemos, especialmente nuestros hogares: altavoces inteligentes, televisores inteligentes, neveras inteligentes… el control por voz de todo este ejército de máquinas a nuestro servicio será todavía más notable el próximo año.

En este sentido, veremos también un auge de los chatbots, ante el impulso que están experimentando el comercio electrónico y los canales digitales. También cobrarán un papel protagonista los asistentes ya conocidos: Siri, Alexa, Asistente de Google… cada vez querrán saber más de ti, tener más datos, para ofrecerte todo lo que les pidas.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies