Tecnología

Japón tiene paralizado en la Estación Espacial Internacional el primer satélite de Myanmar tras el golpe de estado

Un satélite de 15 millones de dólares se encuentra ‘guardado’ en su caja dentro de la Estación Espacial Internacional desde hace casi un mes. ¿El motivo? El aparato pertenece a Myanmar y el uso que se pueda hacer de él se ha puesto en duda tras el golpe de estado militar del pasado 1 de febrero.

El satélite fue construido por la Universidad de Hokkaido de Japón en un proyecto conjunto con la Universidad de Ingeniería Aeroespacial de Myanmar (MAEU), financiada por el Gobierno de Myanmar. Es el primero de un conjunto de dos microsatélites de 50 kilos equipados con cámaras diseñadas para monitorizar la agricultura y la pesca.

Sin embargo, los activistas de derechos humanos y algunos funcionarios en Japón temen que esas cámaras puedan ser utilizadas con fines militares por la junta que tomó el poder en Myanmar. Teppei Kasai, oficial del programa de Asia de Human Rights Watch, dijo que sería fácil para los gobernantes del ejército birmano apropiarse de la tecnología para uso militar.

Es por eso que no se ha iniciado el despliegue del satélite, lanzado por la NASA el 20 de febrero como una pequeña parte de una gran y variada carga útil de suministros a la EEI y custodiado desde entonces por la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA) en el módulo de experimentos japonés Kibo.

La Universidad nipona de Hokkaido mantiene conversaciones con la JAXA para resolver la situación: “No nos involucraremos en nada que tenga que ver con el ejército. El satélite no fue diseñado para eso”, dijo a Reuters un funcionario, un gerente del proyecto, que pidió no ser identificado. “Estamos discutiendo qué hacer, pero no sabemos cuándo se implementará. Si se detiene, nuestra esperanza es que el proyecto pueda reiniciarse en algún momento”, añadía.

El gerente no dijo cuándo se suponía que se desplegaría el satélite, o cuándo JAXA tendría que tomar una decisión para seguir adelante o retrasarla. El astronauta de JAXA Soichi Noguchi es uno de los siete miembros de la tripulación que ahora se encuentran a bordo de la Estación.

No obstante, un segundo funcionario de la Universidad de Hokkaido dijo que el contrato con MAEU “no especificaba que el satélite no se puede utilizar con fines militares”. Sin embargo, los datos serían recopilados por la universidad japonesa y Myanmar no pueden acceder de forma independiente, matizó.

El funcionario apuntó también que, desde el golpe, la universidad de Japón no ha podido contactar al rector de la MAEU, el profesor Kyi Thwin.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies