Tecnología

La otra cara del Bitcoin: minar la moneda digital emplea casi la misma electricidad que todo Argentina en un año

Minar bitcoins consume más electricidad anualmente que países enteros, según la Universidad de Cambridge. El organismo lanzó en verano de 2019 una herramienta para medir el gasto energético anual que supone toda la industria que se dedica a la minería de esta criptomoneda y los datos han alarmado sobre su efecto en el medio ambiente.

El Cambridge Bitcoin Electricity Consumptiom Index (CBECI) afirma que el minado de la moneda digital consume alrededor de 120,37 teravatios por hora (TWh) al año, lo que supone un gasto mayor que Países Bajos o Emiratos Árabes Unidos -110,68 TWh y 119,45 TWh por año, respectivamente- y casi lo mismo que gastan Argentina -125,03 TWh por año- o Noruega -124,13 TWh por año-.

España consume, según la herramienta, 241,56 TWh por año, situándose en el número 18 del ranking mundial, el cual está encabezado por China -6.453 TWh por año-, Estados Unidos -3.989,57 TWh por año- e India -1.277 TWh por año-. Bitcoin está en el puesto número 31.

El CBECI destaca también que la criptomoneda representa el 0,55% del consumo total de electricidad a nivel mundial cada año. También hace otras comparaciones más curiosas, como que la cantidad de electricidad consumida por la red Bitcoin en un año podría alimentar todas las teteras utilizadas para hervir agua durante 27 años en Reino Unido.

O, todavía más impresionante, que esa cantidad de electricidad utilizada anualmente por la red Bitcoin podría satisfacer las necesidades energéticas de la Universidad de Cambridge durante 684 años.

Pero el consumo que hacemos las personas, en algunas ocasiones, tampoco es muy responsable: el CBECI también sugiere que la cantidad de electricidad consumida cada año por los dispositivos domésticos siempre encendidos pero inactivos solo en EEUU podría alimentar toda la red de Bitcoin durante 1,8 años.

Según explica BBC, el primer medio en hacerse eco de los nuevos datos, “para ‘extraer’ Bitcoin, los ordenadores, a menudo especializados, están conectados a la red de criptomonedas”. Tienen el trabajo de “verificar las transacciones realizadas” por las personas que envían o reciben la moneda digital.

Este proceso implica resolver acertijos que, aunque no son parte integral de la verificación de los movimientos de la moneda, constituyen un obstáculo para garantizar que nadie edite de manera fraudulenta el registro global de todas las transacciones. Como recompensa, los mineros ocasionalmente reciben pequeñas cantidades de Bitcoin en lo que a menudo se compara con una lotería”, subraya.

Para aumentar las ganancias, “las personas a menudo conectan una gran cantidad de mineros a la red, incluso almacenes completos llenos de ellos”. “Eso usa mucha electricidad porque los ordenadores están trabajando más o menos constantemente para completar los rompecabezas”, añade el medio.

La herramienta de la Universidad de Cambridge modela la vida económica de los mineros de Bitcoin del mundo y asume que todas las máquinas de minería de la criptomoneda en todo el mundo están funcionando con diversas eficiencias. “Usando un precio promedio de electricidad por kilovatio hora -0.05 dólares- y las demandas de energía de la red de Bitcoin, es posible estimar cuánta electricidad se consume en un momento dado”, explica BBC.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies