Tecnología

Las operadoras de EE UU darán Internet incluso a quienes no puedan pagarlo mientras dure la crisis del coronavirus

Muchas preguntas revolotean el cielo de dudas que se plantea cuando unimos estos tres factores: coronavirus, Internet y teletrabajo. La primera de ellas es si ‘la red resistirá’. Podemos estar tranquilos en ese sentido, ya que los expertos auguran “caídas y ralentizaciones, pero no colapso”. Al menos en España.

Esto no quita para que el primer día laborable de cuarentena en nuestro país se observara un aumento brutal en las cifras de consumo. Según Grupo MásMóvil, en comparación con el lunes anterior -9 de marzo- el tráfico entre sus clientes fue el siguiente:

Dejando a un lado este uso frenético de la tecnología y de las conexiones, otra posible preocupación es qué pasará si, por ejemplo, por la pérdida del empleo o la bajada de facturación dada esta crisis sanitaria, no nos llega para pagar facturas como la de Internet.

Es en esto precisamente en lo que las compañías estadounidenses no han tenido dudas sobre cómo actuar: AT&T, Comcast y Verizon se han unido a docenas de proveedores de telecomunicaciones para acordar ayudar a los estadounidenses que están fuera del trabajo o la escuela debido al coronavirus, incluso mediante la preservación del servicio de teléfono e Internet para aquellos que no pueden pagar sus facturas, informa The Washington Post.

Dice el medio de EE. UU. que este compromiso forma parte de “una promesa” organizada por la Comisión Federal de Comunicaciones, cuyo presidente, Ajit Pai, dijo que “las grandes interrupciones causadas por el brote de coronavirus hacen que sea imperativo que los estadounidenses se mantengan conectados”.

Durante los próximos 60 días no se finalizarán servicios ni se aplicarán recargos por atrasos de pago a clientes y empresas que se hayan quedado atrás en el pago de sus facturas. Además, abrirán puntos de acceso WiFi a cualquier estadounidense que los necesite.

Pai también ha instado a la industria de las telecomunicaciones a tomar “medidas adicionales por su cuenta”, como “reducir los límites que imponen en la asignación mensual de datos a sus clientes” o “proporcionar más ayuda a los hospitales y las escuelas”.

Algunas, por su parte, ya han dado esos pasos individuales: AT&T dijo que eliminaría los límites de datos mensuales que impone a algunos clientes de banda ancha en el hogar; y Comcast que aumentaría la velocidad de los clientes que forman parte de su programa de banda ancha de bajos ingresos.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies